ERASMUS+. Lychett Minster desde la innovación (I)

Photo alt libraryDesde luego que es una gran oportunidad la que desde los organismos europeos se proporciona a los profesores para conocer de primera mano sistemas educativos diferentes y extraer conclusiones aplicables a su práctica. Es muy de agradecer y como Jefe del Departamento de Innovación escribo estas lineas con el objetivo sugerido por el propio proyecto de “compartir en la medida de lo posible la experiencia”.

Hacer una comparativa entre la metodología educativa de la escuela Inglesa y Española con un mínimo de seriedad y con el objetivo de reconocer experiencias transportables, requiere entrar en detalles sobre las grandes diferencias entre nuestros sistemas educativos,  que como veremos después, en mi opinión, no nos hace tan diferentes.

Si nos centramos en la escuela pública y en su actitud más estricta en materia selectiva encontramos diferencias notables que merecen la pena de analizar:

  • En Inglaterra, los polémicos SATs, tests oficiales para los alumnos de 9 a 11 años, de forma natural, permiten clasificar al alumnado según sus calificaciones. Nuestros 1ºA, B o C son legalmente “top, medium o basic levels”.
  • Aunque es muy específico y por tanto sin un valor representativo, es interesante mencionar los Grammar School, del orden de 26 en todo el país, escuela pública de élite a los que se accede según calificaciones en los Sats.
  • Sus Special Entry Requirements, acotan las opciones de los alumnos a determinados bachilleratos según las notas obtenidas en el GCSE (según puedes comprobar en el enlace, algunas opciones, las que proporcionan mejores salidas profesionales, requieren sobresaliente en asignaturas como lengua o matemáticas).

Sería una demagogia absurda no reconocer que estas diferencias tienen sus ventajas aparte de inconvenientes. Sin pretender ser exhaustivo veamos algunas ventajas:

  • Para empezar la situación es ideal para una buena atención a la diversidad, sin la carga a nivel emocional que puede suponer para el profesor tomar la decisión sobre la selección.
  • Se tiene muy en cuenta a ese grupo de alumnos motivados y con aspiraciones universitarias, y ese otro de alumnos con posibilidades, que suele ver en la mediocridad una salida, que desgraciadamente suele convertirse en un camino sin retorno. En mi opinión este sistema les obliga a tomar decisiones si no quieren verse fuera de forma directa de sus aspiraciones.
  • Para la otra diversidad, mi experiencia y la que observé en el Lychett, es que alumnos con importantes dificultades educativas, con currículos adaptados y una adecuada selección de materiales, pueden estar inmersos en el sistema educativo de forma no traumática teniendo al alcance el desarrollo de sus competencias.
  • Esta ventaja está muy bien aprovechada por los departamentos didácticos que concretan de forma muy elaborada los currículos, en un trabajo en grupo que también se ve favorecido por la estabilidad de sus componentes, otra ventaja-inconveniente del sistema.

Estas diferencias son suficientes para el contexto en el que se quiere mover este artículo, sin embargo no puedo dejar de hacer constar la importante diferencia que para mi supone la jornada escolar partida y menos condensada y los sistemas de control de calidad a los que los Centros se ven sometidos por parte de la administración, exhaustivos y comparativos, con lo que se pretende aumentar la competitividad.

Todo esto, bajo mi punto de vista, sería imposible sin la autonomía que proporciona su sistema de financiación, que por ejemplo hace responsable a los Centros de la contratación de sus profesores.

Anuncios
Publicado en Bilingüismo, Formación, Innovación | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Performing Math

Siempre he defendido que el bilingüismo no es solo una vía para la práctica fuera de la rigurosidad del aula de idioma, y hasta ahora me había valido con la motivación extra que proporcionaba a los alumnos, por lo novedoso y especialmente por la posibilidad de socialización fuera del Centro con alumnos y alumnas de otros Paises. A propósito, en nuestro Centro hay ya en ciernes un programa de intercambio con alumnos de Italia y Reino Unido.

Es el caso de nuestro proyecto de Teatro de Matemáticas en Inglés, “The history of fractions”, escrito en el estilo de la comedia británica popular, nos ha permitido evidenciar interesantes items culturales y de personalidad británica, que después de todo no están tan lejos de los nuestros.

   

   

Publicado en No catalogada | Deja un comentario

Lección de matemáticas, lección de fotografía.

IMG_0347.JPGEl pasado miércoles, los alumnos de primero de ESO bilingüe y algunos profesores realizamos una visita por el Centro de Jaén realizando fotografía matemática.
El recorrido, aunque muy conocido, visto con ojos matemáticos, resulta sorprendente y nuestros alumnos lo supieron apreciar.

Las perspectivas, los volúmenes y desde luego también los motivos numéricos, fueron poco a poco siendo más evidentes para ellos, que de empezar haciendo fotos de grupos y anecdóticas, acabaron haciéndolas de pirámides escondidas, del infinito o de fractales en movimiento.

Muy interesante fue también el establecimiento de un grupo de INSTAGRAM, en el que pudimos compartir nuestras “creaciones”, desde luego fue una demostración de que los elementos tecnológicos y redes sociales tienen enormes posibilidades educativas.

Tanto en clase de plástica como de matemáticas se establecieron parámetros para el adecuado reconocimiento de la buena fotografía matemática que se evaluaran en e-portafolio, y se incluirán en presentaciones que nos permitan desarrollar nuestro proyecto de “My town in numbers”.
Os dejo un enlace al INSTAGRAM (clikando en la foto) en el que encontraréis algunas fotos de la excursión.

Publicado en ABP_apren_bas_proyectos, Arte, Evaluación, fotografía matemáticas, Innovación, Matemáticas, Plástica | Etiquetado , | Deja un comentario

Evaluación. Rúbricas y portafolio.

No por ser muy utilizada, la frase, “para evaluar las competencias tienes que utilizar una metodología que las desarrolle”, es menos cierta.

Recíprocamente, la valoración y evaluación que un Centro educativo, y por ende, sus profesores, hacen de las competencias de sus alumnos, es un excelente indicador del tipo de enseñanza que en el se imparte.

Son muchos los profesores que realizan actividades que generan en el alumnado las habilidades propias que definen las competencias, y que no encuentran el modo de plasmar la excelencia de su trabajo, y otros que valoran dicha actividad de forma subjetiva o al menos intuitiva.

Una de las cualidades de la actividad formativa es la generación de materiales y modos de actuación en el más amplio sentido que a un buen profesional no pasan desapercibidos, hasta el punto de saber ver y saber encuadrar las situaciones problemáticas, como oportunidades para la adquisición de buenos hábitos por parte de sus alumnos.

Sin embargo, esas variables solemos considerarlas propias de nuestro oficio, no apreciando que en justicia, nuestros alumnos merecen que se les valore o confiando en que con posterioridad lo haremos en ese apartado de valoración que solemos llamar “observación directa”, que en el mejor de los casos depende de consideraciones poco establecidas.

No queda muy lejos de estos planteamientos valorar los rendimientos de los alumnos estableciendo reglas que de antemano puedan arbitrarse y que sirvan tanto para el profesor como tabla de recurrencia con la que no perder el norte en las valoraciones, como para el alumno que sabe a qué atenerse cuando quiere realizar un trabajo bien hecho.

Por ejemplo, ¿que ve un profesor cuando valora un cuaderno?

El cuaderno de un alumno es parte de su portafolios o conjunto de materiales que elabora y pone a disposición del profesor para que se le valore. Los que lo hacemos habitualmente sabemos que no solo miramos la elaboración más o menos correcta de un trabajo, también el orden, que se manifiesta tanto en su estructuración como en su consistencia temporal, la presentación, factores propios de la competencia lingüística como la ortografía y la corrección gramatical, la constancia en la autocorrección, etc, …

Tener todo esto en cuenta de forma seria, solo se puede hacer utilizando un método, que nos proporciona una tabla de valoración o rúbrica como la siguiente:

rúbricacuaderno

Pica en la imagen para bajarte la rúbrica en word.

Usar esta tabla es comenzar a andar. Seguro que en poco tiempo estamos modificándola y personalizándola al estilo de enseñanza-aprendizaje que queremos para nuestros alumnos.

Después vendrá hacer una para valorar la actitud del alumnado, después otra que nos permita valorar  las presentaciones que hagan en la pizarra digital, o su actividad en el aula virtual,… y a ellos que les sirva para saber a qué atenerse.

Otro día hablaremos de cómo podemos poner la rúbrica a su disposición sin fotocopias.

Buena feria.

Publicado en Competencias, Evaluación, Investigación Educativa | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Congreso Pisa 2014

Los pasados 1 y 2 de Abril se celebró en Madrid El Congreso Pisa, cuyo titulo ha sido resolución de problemas y evaluación por Ordenador. Sus conclusiones están recogidas en el Blog del Instituto Nacional de Evaluación Educativa.

Resaltamos la siguiente presentación:

Publicado en Áreas, Ciencia y Tecnología, Competencias, Evaluación, Matemáticas, Resolución de Problemas | Etiquetado , | Deja un comentario